Las mejores series de 2013

Que no os engañen: ni Breaking Bad, ni Game of Thrones, ni Modern Family, ni House of Cards. La serie del año, con permiso de Shameless, es Orange is the New Black.

Vale, es cierto, este tipo de posts se escriben antes de que acabe el año, pero quería esperar a tener algo más de tiempo para ver algunas series rezagadas y ofrecer un ranking completo, así que sirva esta lista como regalo de reyes adelantado.

Según mi cuenta de trakt.tv este año he visto 485 episodios repartidos entre 28 series, 1 semana y media de continuo viendo series. Lo he intentado tres veces con Breaking Bad y no he conseguido pasar de la segunda temporada, aún no he visto Mad Men  y cuando me pongo Game of Thrones voy a hacerme la cena, pongo una lavadora, leo un par de revistas y cuando miro a la tele aún está el opening del mapa con la música chula, así que probablemente esta lista carezca de credibilidad para los más seriéfilos, pero aquí están mis mejores series del 2013:

1. Orange is the New Black

Reconozco que la tercera incursión de Netflix en la producción, tras la interesante House of Cards y la repesca de Arrested Development, me daba bastante pereza: una historia basada en hechos reales situada en una cárcel de mujeres no parecía dar para mucho. Sin embargo, el opening interpretado por Regina Spektor llamó mi atención y decidí darle una oportunidad.

No me arrepiento. Orange is the New Black ha resultado ser, para mí, la serie del año. Gracias al modelo de Netflix, que pone a disposición todos los capítulos de la temporada a la vez, he podido hacer una maratón de los trece primeros capítulos, siempre con la sensación de querer saber más de sus personajes y, a la vez, querer dosificarla para que no terminara.

2. Shameless

Mi serie favorita y, probablemente, la única que en su versión americana es mejor que la original inglesa. Imprevisible, irónica, diferente, es una pena que los premios no la agasajen como merece. Todo el reparto está increíble, pero lo de Emmy Rossum es de traca. Y encima canta, toda una joya. Está a punto de comenzar su cuarta temporada, no te la pierdas.

3. Masters of Sex

La responsable de que haya tardado tanto en elaborar esta lista. Vi los primeros cinco capítulos según se iban estrenando y me pareció tan buena, me dejaba tan enganchado, que decidí esperar a que terminara la temporada para hacer una sesión continua. La historia de los dos primeros médicos que estudian los efectos del sexo en el cuerpo humano está excelentemente ambientada y tiene unos personajes con muchos matices y aristas. Totalmente recomendada.

4. 30 Rock

No podía faltar la última temporada de la serie que más me ha hecho reír en los últimos años. Saber desde el principio que era la última temporada hizo que los guiones fueran cerrando todas las tramas poco a poco, ofreciendo un final muy digno. Y que vuelva ya Tina Fey. Que haga lo que sea, pero ya. La necesitamos.

5. Parks and Recreation

El complemento perfecto a Tina Fey, Amy Poehler dando la réplica en una serie que gana cada temporada, con un reparto coral estupendo y muy fresco. Si aún no la has visto ten paciencia con la primera temporada, yo no lo hice y tardé en darme cuenta de lo estupenda que es.

6. Orphan Black

Este año los personajes femeninos potentes se han multiplicado. Normalmente las mujeres en las series interpretan personajes planos o al servicio de los hombres, pero este año no ha sido así. Y la prueba no está sólo en que la mayoría de las series de esta lista tienen como personaje principal una mujer, sino en esta Orphan Black. Si el mundo fuera justo Tatiana Maslany debería llevarse todos los premios de la temporada. Y si esta serie hubiera sido de JJ Abrams todo el mundo estaría mojando las bragas. Desafortunadamente, el mundo no es justo…

7. Modern Family

Aunque muchos creen que la fórmula ya está agotada yo no me canso de las historias de estas tres familias llevadas un poco al límite. Si hay tantas series nuevas que quieren parecerse a Modern Family, por algo será.

8. How I Met Your Mother

A falta de ver cómo termina la última temporada, Cómo conocí a vuestra madre ha renacido y está ofreciendo unos capítulos a la altura de las primeras temporadas, remontando un par de temporadas tediosas (nótese el juego de palabras) en las que todo parecía ir por los mismos caminos una y otra vez.

9. Fringe

Un final de serie bien cerrado ante una temporada que podía haberse ido de las manos completamente. Echaremos de menos a Walter y a Olivia.

10. Family Guy

Porque no se quema con los años como The Simpsons, porque el humor bestia de Seth Macfarlane es genial, porque aún cuando se atreven a matar a un personaje principal salen airosos Padre de Familia debía estar en esta lista.

¿Alguna recomendación para la temporada que viene? ¿Se me ha olvidado alguna importante? Utiliza los comentarios o las páginas de Facebook o Google+

Los mejores discos de 2012 (incluye listas Spotify/Grooveshark)

Ayer presentaba una lista con las que para mí han sido las Mejores Películas de 2012 y hoy toca la música. En lo que va de año he escuchado, según mi perfil de last.fm 10.796 canciones, repartidas entre 1181 artistas. Una notable mejoría, al menos en cantidad, respecto a 2011 (5619 canciones / 734 artistas).

Aquí va mi lista con los 20 discos que más me han gustado este año. Al final del post tenéis dos listas de spotify, una versión corta (dado mi nulo poder de concisión incluye 120 canciones) y una versión extrema (que se va a las 550). Las listas tienen algo de trampa, porque incluyen algunas canciones del año pasado que Spotify ha puesto en su catálogo este año u otras que se me escaparon en su momento y he conocido en 2012. Como cada año, mi gusto va suavizándose y mi atracción hacia las vocalistas femeninas estilo cabra-loca aumenta. Estáis avisados.

Espero descubrirte al menos alguna canción interesante, si ves que me falta algún imprescindible puedes compartir tu lista u opinión en los comentarios. Recuerda que puedes suscribirte a cualquiera de las dos listas al abrirlas en Spotify y pulsando sobre Subscribe en la parte superior de la pantalla.

1. Fiona Apple – The Idler Wheel Is Wiser Than the Driver of the Screw and Whipping Cords Will Serve You More Than Ropes Will Ever Do

La enésima joya de la canija estadounidense, esta vez acompañada únicamente por su piano y percusión. De lo mejor de su inmaculada discografía.

Fiona Apple – The Idler Wheel Is Wiser Than…

2. Jherek Bischoff – Composed

Me sorprende mucho no ver este disco en ninguna lista de lo mejor de este año. Imprevisible, con una orquestación genial -tiene una versión instrumental de todo el LP- y con grandes colaboradores: Soko, David Byrne, Caetano Veloso, Mirah…

Jerek Bischoff – Composed

3. Regina Spektor – What We Saw From the Cheap Seats

No soy objetivo con la rusa, por eso he intentado contener mis ganas de ponerla en el primer puesto con el que es su mejor disco desde Begin to Hope. Sin duda lo que más he escuchado este año.

Regina Spektor – What we Saw from the Cheap Seats

4. Slow Club – Paradise

5. The Raveonettes – Observator

6. Fanfarlo – Rooms Filled With Light

7. Jenny Owen Youngs – An Unwavering Band of Light

8. Tame Impala – Lonerism

9. The XX – Coexist

10. Martha Wainwright – Come Home to Mama

11. Alt-J – An Awesome Wave

12. Metric – Synthetica

13. Kyla LaGrange – Ashes

14. Cat Power – Sun

15. Grimes – Visions

16. Jack White – Blunderbuss

17. Leonard Cohen – Old Ideas

18. Gemma Ray – Island Fire

19. Of Monster and Men – My Head is an Animal

20. Melody Gardot – The Absence

Lista con las 120 mejores canciones de 2012:

[spotify spotify:user:loopsmy:playlist:5WTuWP45ft8DO9gvTR889q]

Y, si te atreves, la versión extrema del Best of, con 550 canciones y más de 1 día de música para disfrutar de este año:

[spotify spotify:user:loopsmy:playlist:3GPf9NoLPaJe9mqbw3bOrI]

Comparto también la lista abreviada en Grooveshark, aunque aviso de que no todos los temas de las listas de Spotify están disponibles en las listas de Grooveshark, entre ellos algunos imprescindibles como el Courage de Kyla La Grange, el Can You Believe it? de Martha Wainwright o la versión de The Blower’s Daughter de Angus Stone…

 

Après Moi (Regina Spektor)

A tenor de lo visto ayer en el Teatro Circo Price las cosas pueden mejorar considerablemente si se hacen bien. Regina Spektoruna rusa adorable -en la acepción más literal del término- de ascendencia judía que hubo de emigrar a Estados Unidos para convertirse en la diva del anti-folk, presentaba anoche las canciones de su sexto disco, What We Saw From the Cheap Seats, dentro de la estupenda programación que Los Veranos de la Villa nos trae este año.

Regina Spektor

Cuando Regina Spektor vino a Madrid hace seis años la sala Moby Dick para presentar su excelente Begin to Hope, los presentes no llegábamos a un tercio del aforo.  La mayoría charlaban despreocupados sin hacer mucho caso al torbellino ruso, que se desnudaba sin orquestaciones aporreando una baqueta contra la silla mientras acariciaba su piano y gorjeaba como una cabra a punto de ser degollada. Para quien piense que esta última valoración es negativa, nada más lejos de la realidad: son precisamente sus cabriolas vocales lo que la hacen tan especial.

Reconozco que no soy muy objetivo con Regina. Ese concierto se ha mantenido inamovible en los puestos más altos de mi lista de eventos favoritos, tanto en lo musical como en lo emocional, de manera que tenía algo de miedo a enfrentarme de nuevo a su directo.

Con el Circo Price esta vez sí totalmente entregado, la Spektor salió a escena acompañada de batería, violonchelo -imprescindible en la puesta en escena-, teclados y su inseparable piano, que sólo deja para cantar pizpireta Dance Anthem of the 80’s al teclado y para confesar divertida que ha comido tortilla de atún en su estancia en Madrid.

Comienza como sólo alguien que se mueve mejor a contracorriente puede hacerlo: Ain’t no Cover, una cara B prácticamente desconocida, cantada a capella golpeando su micrófono suavemente para acompasar su voz. Cuando ha terminado, la sala abarrotada estalla en aplausos y ella ya sabe que nos tiene en su mano.  En el momento en que entona On the Radio sabe que el concierto será un éxito.

Una de las canciones que más me llegan, quizá porque así lo esperaba, es How, con una letra que se potencia en directo con la orquestación minimalista de Regina:

How oh oh
Oh baby how
Can I begin again
How can I try to love someone knew
Someone who isn’t you
How can our love be true
When I’m not ooh I’m not ooh over you
I guess you know by now
That we will meet again somehow 

Si bien no tocó Après Moi, uno de los temas más solicitados de la noche, sí nos deleitó con otra canción en ruso, The Prayer of François Villon (Molitva), e incluso invitó a su marido -el telonero Only Son– a cantar una canción a dúo.

Sin embargo, es en las canciones de Begin to Hope (y en el Us de Soviet Kitsch, que me recuerda irremisiblemente a (500) Days of Summer) donde el público se vuelca completamente dejando un aroma a impaciencia: esperemos que la rusa no tarde otros seis años en volver a Madrid.

Es probable que Regina Spektor no sea una virtuosa y que su música no sea para todos los públicos pero anoche, por unas largas horas, fue Trending Topic en Twitter, demostrando que si las cosas se hacen bien siempre hay gente dispuesta a apreciarlo.

  • Lo mejor: Que a pesar de los años no pierda su inocencia y ese punto de tímida locura que la hace tan especial, demostrando que a veces se puede sufrir de felicidad.
  • Lo peor: Que haya que esperar otra temporada larga para ver a Regina por nuestras tierras.

 [spotify spotify:user:loopsmy:playlist:3acUZv1DjC7JSq4fNvPdgK]