Sobre el precio del cine y las excusas culturales


Colas en los cines

Durante la semana pasada, en la fiesta del cine, 1.513.948 espectadores han acudido a las salas por 2,90€ para demostrar el interés por el séptimo arte y demandar un precio más justo en las entradas. Son unas cifras sorprendentes que han atraído colas de varias horas para entrar a una sesión y que han elevado el número de espectadores más de un 500% con respecto a la semana anterior.

La conclusión parece clara, ¿no? La subida del IVA cultural al 21% ha hecho daño al cine y todo el mundo exige una bajada de impuestos con el consiguiente cambio en el precio de las entradas. La pregunta es, ¿iríamos al cine con más asiduidad si las entradas fueran más baratas? Mucho me temo que, pasado el efecto sorpresa, el número de espectadores se estabilizaría.

El otro día leía en Xataka un análisis interesante sobre la elasticidad del precio de las entradas de cine. En el artículo se analizaban el número de espectadores en el cuarto trimestre del año en función del precio de las entradas, para concluir que no importa tanto el precio de las entradas como la calidad de la cartelera. En el año 2012, por ejemplo, con las entradas más caras que ningún año, se registraron más espectadores que en 2010 y 2011. No parece haber correlación entre el precio del cine y el número de espectadores:

Espectadores y recaudación en cines

Obviamente, una disminución del precio de la entrada del cine ayudaría a que la gente fuera más a las salas, sobre todo familias de varios miembros que no pueden permitirse un gasto tan alto entre las entradas, las palomitas, los refrescos… Sin embargo, estoy algo cansado de la excusa del precio para justificar que no vamos a las proyecciones.

Existen opciones, muchas opciones, para ir al cine a un precio razonable que la gente no aprovecha. El festival de cine 4+1, que se celebró en los años 2011 y 2012 en 5 sedes simultáneamente, entre ellas Madrid, proyectaba películas no estrenadas en las salas, premiadas en otros festivales, por un módico precio de 1€. Ambos años fui y, desolado, vi grandes películas rodeado de no más de una veintena de personas.  La filmoteca, a 2,5€ la entrada (más barato, si compramos un bono de 10 películas) tiene muchas proyecciones casi vacías. El cine Renoir Cuatro Caminos cerró el pasado mes con sólo tres espectadores en su última sesión, una proyección especial.

¿El cine es caro? Sí, sin duda. Yo suelo ir al cine a menudo, e iría más si las entradas fueran más baratas (pongamos, por ejemplo, 5€ en un día normal, 3,50€ en el día del espectador), pero eso no vale como excusa. Una cena para dos un viernes cualquiera no baja de 25€, dos copas a precio estándar son 14€, una entrada al parque de atracciones 28,9€, y a un concierto, entre 20 y 30€. Si no vamos al cine es realmente porque priorizamos otros planes, porque estamos dispuestos a ir a ver el último taquillazo en 3D, pero no nos metemos en la sala sin expectativas para ver qué nos encontramos. Usamos el cine como entretenimiento, no como experiencia vital.

Los distribuidores y los políticos, está claro, no ayudan. No existen plataformas audiovisuales de cine bajo demanda realmente completas-siempre he pensado que, cuanto más cine ves, más cine necesitas-, ni se promocionan actividades culturales con la fuerza con la que se ha realizado La Fiesta del Cine. Además, las películas se estrenan  en general con mucho retraso con respecto a sus países de origen, y se pone la excusa de la piratería para no ofrecer alternativas.

Esta semana, entre el Festival de cine de Valladolid y la Fiesta del Cine he acudido catorce veces al cine en cinco días. Y el viernes, sin promociones especiales, estaba de nuevo en la cola para ver La Vida de Adèle. Voy porque adoro el cine, porque me aporta cualidades y experiencias que no consigo de otra forma, porque es una prioridad para mí. Y sí, me descargo muchísimas películas que nunca veré en el cine, pero es precisamente eso lo que me hace querer ir a ver en pantalla grande aquéllas que realmente me interesan. La experiencia compartida en una sala, las risas que se pegan, la emoción que se siente viendo una película en la sala oscura del cine no se podrá comparar nunca con la experiencia en el salón. Así que, por favor, que bajen el cine, sí, pero dejémonos de excusas y empecemos a ir a las salas. Empecemos a amar de verdad el cine.

Si crees que el cine es caro, ahí van unas pocas alternativas en Madrid para disfrutar del séptimo arte sin gastar demasiado:

  • Tarjetas Club: Con la tarjeta de socio del club Renoir (individual, 15€ con dos entradas de regalo, compartida 25€ con cuatro entradas de regalo) podemos ir de lunes a viernes por 6€, con descuento de 1€ en la primera sesión de sábados y domingos, con preestrenos exclusivos. Algo parecido ocurre en los cines Yelmo o los Cinesa.
  • Filmoteca EspañolaEl cine Doré ofrece películas todos los días por 2,5€ (bono de 10 películas 20€). Ofrece ciclos de cine muy interesantes y en ocasiones se incluyen estrenos (por ejemplo, estos meses se muestran todas las pelis que irán a los premios Goya, incluso aunque aún estén en cartelera).
  • Cineteca: La cineteca, en el antiguo Matadero de Madrid, ofrece películas por 3,5€ (a veces con entrada libre) todos los días.
  • DocumentaMadridFestival de documentales que se celebra todos los años en Madrid
  • CortogeniaFestival de cortometrajes, con periodicidad mensual y entrada gratuita.
  • Ciclos de imprescindiblesLas cadenas Renoir, Cinesa y Yelmo celebran todos los años un ciclo de películas imprescindibles del año anterior a un precio de 3 o 4€ por entrada. Las sesiones normalmente están vacías.
  • Casa América: películas sudamericanas entre 3,5 y 5€ (esta semana Violeta se fue a los cielos, aún en cines)
  • Yelmo Kids: ¿Que quieres ir con toda la familia? Yelmo Cines ofrece proyecciones los sábados y domingos a las 17:·30 por 3,5€ la entrada.
  • Academia del cine: Entradas de película con invitación, que pueden recogerse en la misma Academia.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s